martes, 6 de noviembre de 2007

Mukasey, casi fiscal general

Quien la sigue la consigue. Dos senadores demócratas –algo parecido a los tránsfugas, si hubiese que tratar de explicar en cabezas europeas esta historia- dos senadores entre los que firma el neoyorkino Charles Schumer están dispuesto a cerrar los ojos y confirmar las reiteradas pretensiones del presidente George Bush de convertir en fiscal general o ministro de justicia al candidato Michael Mukasey, ex juez precisamente de Nueva York que no se la ha ocurrido mejor respuesta en sus exámenes al cargo que ignorar decir no conocer las técnicas utilizadas en la bañera para afirmar que eso es tortura. El nombramiento de Mukasey debe ser ratificado después de su aprobado en comisión en el pleno del senado.