lunes, 3 de septiembre de 2007

Bush habla por vez primera de repliegue


George Bush presume de progresos en Irak y habla por vez primera de repliegue de sus soldados en un mensaje grabado que acaba de ser difundido por los medios de comunicación supuestamente desde la base militar de Al Asad a unos dos cientos kilómetros de Bagdad. George Bush dice que el general Petreaus y el embajador Croker le han puesto al corriente de los últimos y exitosos acontecimientos y que de continuar el mismo nivel de seguridad que hasta ahora, podría considerarse el repliegue de soldados estadounidense. Bush ha pedido al Congreso escuchar los informes, no sacar conclusiones precipitadas y afirma -como escuchamos- que el éxito es posible y que está ansioso de reunirse con lideres tribales de la provincia de Al Ambar que antes lucharon con la insurgencia y ahora con los estadounidenses para conseguir una vida en paz. George Bush tiene previsto dirigirse en los próximos minutos a las tropas estacionadas en la base a la que llegaba por sorpresa en lo que en teoria –y en dirección contrario- debiera haber sido un viaje directo hacia Australia.
ORGULLOSO DE LOS SOLDADOS

George Bush ha hablado por vez primera de replegar parte de las fuerzas estacionadas en Irak –mas de 160 mil soldados- si los niveles de seguridad –de los que le han informado el general Petreaus y el embajador Broker- se mantienen en los niveles de buenos resultados conseguidos en estos últimos tiempos. Las palabras de Bush, -que repetía que el éxito es posible y que no abandonará nunca a sus amigos iraquies- las palabras de Buhs han sido anticipo de una comparecencia en directo con sus tropas, en la base de Al Asad, a unos doscientos kilómetros de Bagdad y a donde llegaba por sorpresa y camino de Australia. La base militar de Al Asad está situada en la provincia de Al Ambar hasta hace bien poco conflictiva y peligrosa. Bush ha pedido al Congreso paciencia, escuchar los informes de su general en jefe y de su embajador en Irak la próxima semana, y no sacar conclusiones precipitadas como parecían avalar los soldados estadounidenses con este recibiendo. El mensaje en directo a sus soldados –repitiendo sus conocidas ideas de luchar contra los terroristas fuera, para no hacerlo en casa- ha estado cargado de agradecimientos y de palabras de orgullo a la entrega de hombres y mujeres que siempre respondían con entregados aplausos. Díganles a sus familias que el comandante en jefe ha venido hasta aquio para decirles que esta orgulloso de este grupo de hombres y mujeres