martes, 29 de mayo de 2007

Matanza y milagro en Fort Worth (Texas)


La policia de Hudson Oaks investiga las razones de un suceso luctuoso que acaba de tener difusión nacional y que pone los pelos de punta con solo escucharlo. Una madre separada de 23 años -identificada como Gilberta Estrada- acaba de aparecer ahorcada en compañía de tres de sus cuatro hijos con edades de 5, 3, 2 años, respectivamente, en que podria tratarse de un asesinato o suicidio premeditado. La noticia –todavia en desarrollo- incluye el milagro. En la casa prefabricada en la que ocurrían los hechos –una de esas poblaciones fantasmas que se llenan aquí de lo que llaman casas móviles- aparecía colgado el cuarto hijo de 8 meses pero este por fortuna todavía con vida. No se descarta que el origen de las victimas pueda ser hispano, debido a la linea fronteriza que comparte el estado de Texas con México. (En la fotografia Gilberta Estrada con dos de sus hijas -Janet y Magaly Frayre- a las que supuestamente colgaba antes de suicidarse)
... LE LLAMARON MILAGRO
Misterio en las proximidades de la localidad texana de Fort Worth donde hace unas horas la policía acaba de informar de la aparición (en una de las muchas poblaciones fantasmas que hay en los Estados Unidos de casa prefabricadas) la policía acaba de informar de la aparición de los cuerpos sin vida de una mujer y tres niños menores –que podrían ser sus hijos- colgados ahorcados en lo que pudiera parecer un asesinato o suicidio premeditado. Las investigaciones policiales no dan mas detalles de momento sobre este descubrimiento que según el Sheriff Larry Fowler incluye el dato sorprendente de que en el lugar de los hecho fue encontrado milagrosamente con vida después de ser colgado un bebe de unos ocho meses de edad. No se facilitan nombres ni origen de los fallecidos que podrían muy bien ser hispanos debido a ser el estado texano vecino de la frontera mexicana.