martes, 1 de mayo de 2007

LA EMIGRACION EN LA CALLE

La reforma migratoria es la razón que volverá a llevar a las calles de los Estados Unidos a cientos de manifestantes. Hay concentraciones convocadas para las próximas horas en Washington, Nueva York, Los Angeles, Chicago –ciudades emblemáticas, pero solo muestra de un boton- de lo que serán un centenar de convocatorias a celebrar entre la costa este y el oeste y de norte a sur del pais. Las redadas policiales, en aumento este ultimo año, el miedo a la deportación –que supera ya el cuarto de millón- las eternas promesas incumplidas de republicanos y demócratas con las que solucionar un problema que viven mas de doce millones de indocumentados prometen hacer de esta jornada de lucha un recuerdo ya lejano de lo que fueron la macro manifestaciones del pasado año.
PARECE QUE FUE AYER
Un año después de aquel otro primero de mayo, los emigrantes han vuelto a la calles estadounidenses con mas miedo y menos esperanzas que las que durante todo este tiempo han abanderado lideres comnunitarios en Washington, Nueva York, Los Angeles, Chigago y un centenar de ciudadades estadounidenses. El Senado de los Estados Unidos tiene la palabra. Doce millones de indocumentados esperan la respuesta... pero si demócratas y republicanos no consiguen encontrar el camino del pacto, las urgencias migratorias volverá a dormir en el bául de los recuerdos hasta pasadas las elecciones presidenciales del 2008... y eso por desgracia es decir familias rotas y separadas a la fuerza porque seguiran las redadas y las deportaciones, que afectan ya /dicen/ a cerca de un cuarto de millon de personas.