viernes, 1 de febrero de 2008

Microsoff compra Yahoo!

La noticia acaba de revolucionar todas las redacciones y enloquecerá todas las acciones tecnológicas este viernes. La nueva compañía Microsoft con sede central en Seattel –nueva porque su fundador Bill Gates acaba conmo quien dice de jubilarse- anuncia que está dispuesta a ofrecer 31 dólares por acción y comprar por un valor aproximado de 44 mil 600 millones de dólares el buscador y portal de internet Yahoo, la empresa estadounidense fundada en enero de 1994 por dos estudiantes Jerry Yang y David Filo, hoy multimillonarios. Yahoo! se constituyó como empresa el 2 de marzo de 1995 y comenzó a cotizar en bolsa el 12 de abril de 1996. La empresa tiene su sede corporativa en Sunnyvale, California, Estados Unidos.
OFERTA INNEGOCIABLE

Microsoft no se duerme en los laureles. Casi como quien dice recién jubilado su fundador y presidente Bill Gates, el jefe ejecutivo de la firma Steve Ballmer es quien se ha encargado de comunicar por carta a la junta directiva su intención de hacerse con los servicios de Yahoo, un buscador y portal de Internet fundado en 1994 por dos estudiantes universitarios, Jerry Yang y David Filo. Microsoft, la compañía de Seattel (Washington) quiere competir directamente con las empresas de búsqueda y mensajeria por internet –se habla de Google directamente- empresas a las que ahora llega un extraordinario y codiciado paquete publicitario. Microsof hace una oferta a las empresa de Sunnyvale, Califonia, por valor de 44 mil 600 millones de dólares. Es oferta innegociable que permitirá a los accionistas de Yahoo recibir 31 dólares por acción, un 62 % más que su valor al cierre de la bolsa en el dia de ayer. Los accionistas de Yahoo podrán elegir si quieren la mitad de ese dinero en metálico y la otra mitad en acciones. La carta de Ballmer que de seguro revulucionará hoy las acciones tecnológicas en la bolsa neoyorkina, advierte que la operación ofrecerá a los ingenieros de Yahoo quedarse en la nueva empresa fusionada, una operación que en todo caso debe ser autorizada por los organismo reguladores estadounidenses para estar lista y hacerse realidad en el segundo semestre del presente año.