viernes, 29 de febrero de 2008

McCain, panameñoamericano

Es serpiente electoral que aparece y desaparece como el Guadiana en los medios estadounidenses, esta vez la ciudadania de John McCain, nacido en la base estadounidense en el canal de Panama ha sido aireada por The New York Times en lo que parece una guerra abierta del periódico contra el candidato republicano. La historia viene de lejos y solo hay que bucear en los muchos archivos sonoros y escritos que brinda internet para descubrir que el senador por Arizona ya ha tenido que bregar con este San Benito en las elecciones del 2000, en las que George Bush, actual presidente, le ganó la candidatura. En 1998, el periódico capitalino The Washington Post se encargaba –no hoy, que ignora olímpicamente la información- de facilitar una repuesta al supuesto desaguisado, que no es de todas formas baladí, pues el articulo segundo de la constitución -entre los requisitos de los canditos- dice bien claro que el presidente de los Estados Unidos debe haber nacido en suelo estadounidense. La solución esta dada desde el 26 de marzo de 1790, en la primera reunion del primer congreso de los estados unidos, con una detallada explicación que McCain ha puesto ahora en manos de Theodore Olson, exsubsecretario de Justicia y viudo por ser el marido de una de las viítimas de los atentados del 11 de septiembre del 2001. Olson ya ha dicho al The New York Times que estén tranquilos, que McCain cumple con los requesitos constitucionales mínimos pare ser presidente de los Estados Unidos al ser nativo de al menos 35 años y con 14 de residencia en el país. Antecedentes hubo varios, incluido el del padre del hasta hace poco aspirante Mitt Romney, pero ninguno con tantas posibilidades de llegar al despacho Oval de la Casa Blanca.