viernes, 4 de abril de 2008

Luther King, en blanco y negro

Es aniversario de numero redondo y lo que son las cosas –paradojas del destino- con muchas citas del ayer tan actuales hoy como entonces… aunque es verdad que si el doctor Martin Luther King levantase la cabeza estaría mas que satisfecho al descubrir que su lucha y sus palabras no han caído en saco roto. ((()) Este 40 aniversario del asesinato de Luther King –lo que son las cosas, muchas imágenes en blanco y negro- este aniversario ha tenido y tiene todavía muchas palabras y testimonios de poner los pelos de punta. (()) Abrir las paginas de la historia, en la radio, en las televisiones, escuchar como Robert Kennedy recién ganadas las primarias en el estado de Indiana dar la noticia de la muerte de King a sus seguidores es solo un ejemplo. Detrás quedan quienes explican que la guerra de Vietnam es o puede parecerse hoy al atolladero de Irak, pero deben reconocer que la sociedad en blanco y negro de ayer es diferente a la que hoy trata de no olvidar que mañana, hasta es posible que en los Estados Unidos puedan llegar a ver a un presidente negro. (()) Los números siguen mientras siendo caprichosos… Hay 900 mil afroamericanos en las cárceles de este país, un 20% de su comunidad pasa hambre y sed de justicia, pero hace cuarenta años era todavía peor. En estos albores del siglo XXI, la comunidad afroamericana maneja ella solita 800 mil millones de dólares, la segunda minoría mayoritaria después de los hispanos en este país, sus 40 millones de ciudadanos, podrían ser la decimoquinta potencia del mundo desgajados de los Estados Unidos… pero a pesar de todo queda mucho para desterrar el racismo, y para que las palabras no ofendan las diga quien las diga. Al parecer, aquí y ahora, ser afroamericano es solo fijándonos en el idioma ese plus a pagar después de siglos de haber utilizado conceptos mucho mas graves como pudiera ser negro, hombre o mujer de color y antes y todavía peor esclavo.
LUTHER KING, EN CAMPAÑA
El candidato republicano a la presidencia de los Estados Unidos Jonh McCain y los todavía
aspirantes demócratas a serlo, Hillary Clinton y Barak Obama, han tenido que elegir su tiempo para el recuerdo.(()) El único que no ha estado en Memphis este viernes ha sido el negro Obama, quien prefería pedir unos momentos de silencio y hablar del revolucionario King en tierras del norte, en el estado de Indiana, donde sigue su duelo particular para ganarse la candidatura a la Casa blanca y desde donde hablaba hace cuarenta años -lo escuchábamos- el demócrata asesinado Robert Kennedy.(()) Hillary Clinton elegía el Templo Mason de Memphis en el que Luther King pronuncio hace cuarenta años su ultimo discurso, para recordar allí su impresión de estudiante en Chicago por lo que decía un revolucionario sin armas, revolucionario de palabra y corazón, de aptitudes y acciones. John McCain se atrevía a ponerse debajo del paraguas para hablar en la calle y a los pies del balcón de la habitación 306 del Motel Lorraine, en Memphis. Un disparo –un dia como hoy, hace cuarenta año- terminaba con la vida de un hombre de 39 a las siete de la tarde. Luther King ha vuelto a ser hoy un héroe nacional de obligado recuerdo. Tiene su propio día de fiestas –es el lunes después del tercer domingo de enero. La decisión se adoptaba en 1986 y lo que son las cosas, no se sumaba a la propuesta ni lo veía entonces necesario el ya senador John McCain. (()) Una equivocaron –decía hoy en Memphis- un error que buscaba perdonarse en el discurso que escuchaban decenas de negros, mujeres y hombres afroamericanos y republicanos que algunos -tambien le gritaban, para consuelo- frases como la que oímos entre murmullos y comentarios… todos nos equivocamos.
LAS IMAGENES