martes, 15 de abril de 2008

Benedicto XVI, en casa

Benedicto XVI acaba de llegar hace unos minutos a la Nunciatura Apostólica de Washington, edificio en el 3339 de la calle Massachussets, que sera su residencia oficial hasta el viernes cuando se traslade a Nueva York para cerrar su primera vista oficial de seis diías a los Estados Unidos. George Bush, su esposa Laura y una de sus hijas acudían a la base Andrews a recibir al Pontifice que ha llegado en un avión de AlItalia a la base militar poco antes de las cuatro de la tarde. Benedicto XVI no ha besado el suelo estadounidense como hacia en cada uno de sus viajes su antecesor Juan Pablo II. El Papa sera recibido mañana en la Casa Blanca, el mismo día que cumple 81 años. La presencia de fieles en los alrededores de la base militar de Andrews y ahora en la nunciatura es numerosa, aunque son todavía mas espectaculares las medidas de seguridad, no solo con presencia policial sino vallas, quita miedos, perros y todo en un paisaje verde y muy negro como el que acompaña un día primaveral y soleado con 18 grados centígrados ahora y el negro del recién asfaltado pavimento que conduce a Nunciatura y a la casa de enfrente, la que es la residencia oficial del vicepresidente de los Estados Unidos.