lunes, 21 de abril de 2008

Pennsylvania, primarias para volver a empezar

La cita electoral en Pennsylvania vuelve a despetar y colocar en primera linea de atenciones las primarias democratas. Los aspirantes han elegido pegarse de lo lindo desde que el calendario abriera, desde el pasado 11 de marzo, una pausa que Hillary y Obama han utilizado para echar numeros: para enterarse -como recuerdan siempre los analistas de la cosas- que ninguno de los dos conseguira ser a estas alturas un claro ganador. Faltan diez consultas y de momento Barak Obama es quien presenta mejor tarjeta. Los mas de 800 mil votos populares que saca a Hillary Clinton en las urnas son suficienrtes como para que la senadora tenga /desde ya/ que contar sus victorias en dos digitos y eso es practicamnte imposible. Cinco puntos es su ventaja sobre Obama en Pennsylvania segun las ultimas encuestas. Llego a ser del 16 por ciento, pero necesita para maquillar resultados que sea por lo menos del 20 y que voten la mitad de los 4 millones de democratas inscritos. Tareas todas muy dificiles, mas si se comparan con los 800 mil democratas que votaban en el 2004. Pero claro en esta ocasion, todo es diferente en las primarias democratas que el republicano John McCain cotempla frotandose los ojos.