lunes, 28 de enero de 2008

La Florida, cita electoral con test de futuro

Las primarias del martes en La Florida son para los republicanos el mejor test con el que saber lo que puede pasar el llamado supermartes del 5 de febrero. Los democratas aqui no se juegan nada. Estan castigados por el comite nacional del partido. Sancionados por adelantar el calandario electoral y eso es cuanto menos un interrogante anadido a un espectaculo singular. Es la primera vez en la historia electoral de este pais que cada aspirante pelea delegado a delegado. La maxima gastar poco y sacar el mejor provecho de mitines, viajes, comparecencias, publicidad e incluso apoyos. Apoyos y solidaridades publicas tan sonados como el que la familia Kennedy /el senador Edward y Caroline la hija del presidente asesinado JFK/ han concedido en estas ultimas horas al afroamericano Barak Obama. Otro bofeton sonoro a las aspiraciones de Hillary Clinton y su esposo que por detras y por delante le ayuda convencido -repite- de que ella es la mejor y esperaraba que viejos y admirados amigos como los Kennedy hubiesen tenido mejor gusto. A lo hecho, pecho. Un ultimo dato: el proximo seis de febrero estaremos hablando del reparto de mas de la mitad de los 2025 delegados que deben eligir los democratas y algo mas del 40 por ciento de los 1191 que tendran los republicanos para elegir sus candidatos a la presidencia de los Estados Unidos