miércoles, 15 de octubre de 2008

Nancy Reagan y Richard Cheney, debate desde el hospital

Es el tercero y ultimo y esta vez las medidas de seguridad hacen temer atascos de ultima hora… Aqui no hay detectores automaticos y es la policia la que hace el registro de ordenadores, camaras y grabadores, con ayuda de perro pequeno y unico que lo huele todo. La universiad de Hofstra se ha convertido en un cuartel, calles cortadas, aparcamientos controlados y autobuses como unico vehiculo de transporete. Los candidatos saben que es su ultima oportunidad de dirigirse a una audiencia que como poco rondara los 60 millones de telespectadores. La economia se convertira en el palto estrella cuando otra vez la bolsa amenaza con dar disgustos y Ben Bernanke profetiza lo que ya se sabe: esta crisis va para largo y no tiene recetas milagrosas con las que curar al enfermo de un dia para otro. Claro que si hablamos de enfermos, hay que decir que son Nancy Reagan, ex primera dama y Richard Cheney, vicepresidente, quienes trendran que ver el debate desde el hospital. Cheney sera tratado de arritmia cardiaca. Nancy se ha roto la pelvis en una caida casera. Ultima curiosidad. Los equipos de McCain y Obama han pedido copia exacta de los vasos de agua que se utilizaran en este debate que modera el periodista Bob Schiffer, 71 anos, con todos sentados en una mesa. La idea de esta ultima peticion, explicaba el rector de la Universidad neoyorkina, es preocurar y saber que los vasos con agua no se resbalen de las manos de los candidatos.