viernes, 13 de mayo de 2011

Web 2.0 y medios de comunicación

Lluis Muñoz Pandiella, estudiante de periodismo, dice seguir este blog y haber descubierto mi vinculación con el mundo de la comunicación. Lluis hace un trabajo para la facultad de periodismo sobre la influencia de la web 2.0 en los medios de comunicación. Lo primero que ha hecho ha sido formular una serie de preguntas y pedir que algunos le ayudemos con nuestras respuestas. Las preguntas de Lluis me han hecho pensar y poner por escrito lo que nunca antes había imaginado que podíamos estar haciendo con blog o diarios noticiosos en la Red. Aquí van las preguntas y mis respuestas... abriendo fuego a un debate que hace tiempo está en marcha.

-¿Cuál es el método a seguir más utilizado a la hora de conocer las noticias de última hora? Se acabaron las campanillas de los teletipos y hasta los teletipos. Mi mejor aviso es el propio teléfono móvil con la concurrencia de cualquier alerta que desde cualquier medio (agencia, televisiones o periódicos, por lo general) me pone en guardia ante una última hora. Luego es cuestión de rastrear y seguir a través de internet todo lo que se dice y se cuenta. En Estados Unidos cabe la posibilidad de pegarse a la televisión que es la primera en llegar y poner el ojo de todos sobre la noticia.

-¿Cómo han cambiado los medios de comunicación desde la aparición de las webs 2.0? Por lo general, los medios de comunicación tradicionales han perdido el norte y buscan adaptarse con urgencia a las nuevas tecnologias por la simple obligación de no perder mercados. Quieren estar en todas las salsas y han obligado a sus profesionales a ser hombres orquesta. El resultado es el caos. Todos pierden y la información es tan perecedera como las opiniones. Se ha matado al periodismo de investigación, salvo raras excepciones. Es lamentable ver, escuchar y leer siempre lo mismo en la mayoría de los medios, No digamos en los españoles, y más es sus portadas. No hay ni una noticia propia porque no hay dinero ni empresa que se arriesgue a marcar la diferencia. Las consecuencias, lamentables. Todos a pique incluida la mal llamada infromación que ahora hasta acaba siendo regalada.

-¿Se aprovecha de lo instantáneo que ofrecen este tipo de páginas web para la realización de sus notícias? La páginas webs son en la mayoría de los casos otra fórmula para añadir entrecomillados a las muy entrecomilladas noticias que nos cuentan los medios españoles. Se consideran, por lo general, nuevas fuentes de opinión a las que recurrir cuando a la curiosidad del informador se suma la suerte y el tiempo de poder manejar un ratón a libre disposición. Estados Unidos brinda oportunidades infinitas y puede cambiar la originalidad de planteamientos. A falta de preguntar directamente a las fuentes, a la muy poco frecuente confirmación de datos y puntualizaciones, las páginas web brindan atajos que no dejan de ser peligrosos para una demanda de información rigurosa. El chisme es barato, la buena información muy cara.

-¿Conoce antes una noticia por Twitter que por las fuentes tradicionales? No suelo confundir un titular con una noticia.

-¿Cuáles cree que son los efectos negativos que traen este tipo de páginas web para la comunicación? El riesgo de este nuevo sistema de información es llegar a convencernos de que vale todo. Ese es el verdadero peligro, el pensar que el ruido es el mensaje y la información una entelequia que se consigue con ser el primero en saberlo y contarlo. Hemos conseguido hacer pensar a una gran mayoria de ciudadanos lectores que cualquier proceso informativo en la Red tiene que ser gratis. Craso error del que pagaremos las consecuencias. Una encuesta reciente tasaba en tan solo dos dólares lo que un estadounidense medio pagaría al mes a un medio de comunicación tradicional como el NYT por tener acceso libre a sus contenidos en la Red. La conclusión era tan de perogrullo como falsa: otros me dan lo mismo gratis. Creo que en esa afirmación está la trampa: se confunden y no se saben apreciar contenidos por la propia incapacidad y educación de los lectores.

-¿Cuáles cree que son las diferencias de un periodista de hoy al de hace 30 años? ¿Piensa qué es más sencillo ser periodista actualmente? Ninguna y todas... Las diferencias saltan a la vista con solo vernos pegados a un teléfono móvil conectado a internet todo el día pero... Me niego a pensar que los ¨pioneros del periodismo español¨ fuesen menos avispados que los graduados universitarios en ciencias de la comunicación. (Y que conste que hace 30 años ya trabajaba y habia estudiado CC.II en la Complutense) Soy de familia de periodistas y presumo de haber tenido un abuelo que murió con las botas puestas. Mi mejor manual para entender esta profesión llegó el día en que -curioso él- preguntó cuando cobraba por hacer prácticas su nieto. Nunca se creyó que en las España de Fraco pagaran a un aprendiz de periodista 15 mil pesetas al mes. Mi abuelo, como director de dos periódicos trisemanales, cobró hasta que se murió 10 mil pesetas al mes. Fue una lección que nunca he olvidado, quizás porque para conseguirlo -repetía cuando le dejabamos- hay siempre que estar y vivir en la oposición.

-¿A dónde se dirigen los medios de comunicación? ¿Cree que el oficio del periodista está camino de la desaparición en detrimento del periodismo ciudadano? Ha llegado la hora de saber qué queremos y qué pedimos a nuestros medios tradicionales de comunicación porque los OTROS están dándoles sopas con onda en seguimiento y aceptación popular. Las respuestas a estas cuestiones son como empezar una casa por el tejado. Hay primero que educar y recuperar una función que hemos acabado delegando por falta de rigor y profesionalidad. En España, nos henos conformado con ser correa de trasmisión de politicatros y ciudadanos que inventan hasta las ruedas de prensa sin preguntas. Y vamos pero... ¿informamos?. Por desgracia, con las prisas, todo vale y la máxima ha pasado a ser VENDER CONTENIDOS, porque tanto medio NECESITA DE CONTENIDOS. Y esa es la lombriz que se muerde la cola. No exigimos calidad, pero si cantidad. Queremos un hombre orquesta y no un informador que pueda llegar a contrastar lo que nos cuenta. Vale el pegar y copiar porque no hay tiempo de documentar una información, buscar antecendetes y consecuentes, mirar con lupa eso que contamos y sus consecuencias, poner en solfa al poder con argumentos... No deberíamos confundir el periodismo ciudadano con la opinión, con el dígame lo que piensa, con el mándenos sus fotografías, conviértase en periodista por un día, descuelgue el teléfono, ponga la videocámara en marcha. Eso es simple manipulación. Tanto como ver lo que hacemos con las declaraciones entrecomilladas a las noticias que repetimos. La declaración y la confrontacion de la declaración es la norma para que gane el ruido y pierda la INFORMACIÓN. Cambiar el ciclo es el primer paso y eso empieza en la escuela, mucho antes que en la universidad y la empresa... y mucho antes de que los políticos y los partidos políticos españoles quieran arreglarnos el futuro de la comunicación.

-¿Qué viabilidad económica le ve a la versión digital de un portal de noticias? La que quieran brindarle sus lectores y la publicidad que sea capaz de conseguir. Se puede tener un blog, pero no se puede vivir del blog en un 99,99% de los casos. Se puede crear un portal de noticias, pero por desgracia y en la gran mayoria de las ocaciones para copiar o recrear noticias de los medios poderosos. Si queremos firmas y colaboradores para nuestro periódico digital, les vendemos el prestigio que no tenemos aunque sepamos que finalmente ofreceremos el cero de los beneficios. La excusa es siempre la misma: no da dinero, hablaremos cuando lo de. Y cuando lo da, se vende al mejor al postor como ha hecho en USA doña Arianna Huffington y su http://www.huffingtonpost.com/ ... Y no pasa nada, salvo que los que protestan han hecho verdad ese dicho tan español que reza: ladran, luego cabalgamos. Al final, como siempre. Un portal digital de noticias tiene tantas ambiciones económicas como ese medio tradicional que busca como recuperar en la información una gallina con huevos de oro. Gana uno y engaña a todos, incluso a sus lectores. El colmo de los colmos, es que el ganador-inventor del portal de noticias puede llegar a tener en nuestro país la posibilidad de convertirse en un oráculo de sabiduria y opinión en las tertulias de los llamados medios tradicionales.

-¿Cree que se ha cambiado la estructura de la comunicación de Lasswell de as 5 W con la aparición de las páginas web participativas? Teorias siempre hubo, hay y habrá. No parece descabellado el principio Lasswell recreado para explicar y analizar una época de propaganda. Insisto en que no doy valor al ruido y las páginas participativas son para mi RUIDO al que por desgracia muchos confunden con información.